Far Cry 5… ¿Qué quieres contar?

Este artículo contiene spoilers de la saga Far Cry, especialmente de la quinta entrega de la saga.

Recuerdo perfectamente Far Cry 3  cada vez que mato a alguien en un shooter o cada vez que juego al airsoft. En el juego eres Jason, un joven que tras haber perdido a su hermano y a sus amigos en el asalto de unos piratas en una isla acaba por tener que rescatarlos. Eso no será fácil no solo por la dificultad de la misión, sino porque te convertirás en un monstruo como el propio pirata que persigues: Vaas Montenegro.

Recuerdo perfectamente Far Cry 4 cada vez que mato a alguien en un shooter o cada vez que juego al airsoft. En el juego eres Ajay, un joven que tras haber perdido a su madre debe viajar a Kyrat (una nación ficticia inspirada en Bután) para dejar las cenizas de su madre en un lugar especial del pais. Mientras tratas de cumplir dicho cometido el país está sumido en una guerra civil desoladora y tendrás que ayudar a la facción rebelde a derrocar el tiránico régimen de Pagan Min.

Ambos juegos ponen a un muchacho con un AK-47 a matar a los malos: los piratas y el ejército de Pagan. En el tres correras el riesgo de volverte tan loco como Vaas pues los propios sistemas del juego te incitan a ello. Mientras que en el cuatro corres el riesgo de no tomar la decisión correcta, pero no la hay. Los lideres de la resistencia son una narcotraficante y un religioso extremista… En el cuatro el único final feliz que hay es el que puedes obtener perdonando la vida a Pagan (sé que hay una forma de no hacerlo… pero es una especie de secreto)… pero hay un punto que no hace que perdamos nuestra humanidad a los mandos… hay civiles. En el tres los nativos isleños y en el cuatro, pues evidentemente, las gentes de Kyrat… ¿Qué tienes como nexo con nuestra humanidad Far Cry 5?

Ya el mensaje de del tres se diluye un poco en el cuatro, pero aún así el cuatro tenía su personalidad… creo que hablaba del horror de la guerra y como el poder se llena por la fuerza siempre que exista ocasión.

Y bien… Far Cry 5… ¿Qué quieres contar?…

Desde el principio tuve claro que algo no iba bien… vivimos en una época convulsa … pocos los sectores que no se ofenden… y sin embargo en Far Cry 5 no pasa nada… puedes elegir entre hombre y mujer para empezar tu partida, eso hará que todos se sientan representados y el protagonista (tú) no habla… porque tú eres la persona que está en ese lugar… Far Cry 5 no ha tenido acusaciones moralistas en Twitter y eso es algo digno de aplaudir… pero en los anteriores juegos tu eras un personaje con una personalidad determinada que condicionaba la historia, aquí el juego espera que las acciones que te dictaminan sean lo bastante éticas como para que el jugador avance por un estado de los EE.UU que ha sido sediado por una secta hiperreligiosa de la mano de un psicópata… espera… ¿qué? Desde luego que puedo entrar en una realidad en la que algo así ocurra, pero en los anteriores estabas en una isla dejada de la mano de Dios y en el otro en un país aislado en el Nepal…

Es decir, no me trago que el gobierno estadounidense deje que esto pase aún con una gran tensión política exterior, si los gobiernos de fuera ven que es inestable… pues oye… será un buen momento para atacar… ¿no?… Vamos a ver… ¿cómo es que en la radio se dice que se está a punto de entrar en guerra (en algunos puntos, pues las antenas están intervenidas por la secta) y sólo se hable de esa pseudoguerra civil?… ¿Cómo es que el mítico Willis, el espia yanki de la saga esté hay pero no diga nada del estado en el que estan los estados unidos?… todo lo encuentro un poco forzado… pero en fin sigamos:

Eres un policia que llega en helicóptero a detener a Joseph Seed…

Entonces ocurre lo mejor que he visto en un Far Cry, un plano secuencia perfectamente dirigido que nos muestra cómo este hombre es capaz de hacer que la gente le siga a ciegas.

Y nos topamos con una cinemática bestial:

Hay que decir que las cinemáticas del juego están muy bien integradas porque al ser todas en primera persona la continuidad no se pierde y, en general, sirven para poder hacer que el jugador se sienta desprendido de su poder, porque casi siempre estará apresado a los sectarios cuando haya una. Pero vamos a fijarnos en la imagen de arriba, estás en un helicóptero volcado y los sectarios están hablando… pero el encuadre nos los muestran del revés… porque estáis en realidades distintas… Y esto pasa en muchas cinemáticas del juego los encuadres son lo bastante llamativos y los personajes expresivos para que el jugador no pierda la atención. ¿Alguna vez un tío en el metro os ha pillado por banda para hablaros del Señor en voz baja y muy muy de cerca?… a mi tampoco, pero os haréis una idea.

En el juego tenemos puestos, fortalezas muchas misiones secundarias, misiones principales bien escritas… Un sistema de aliados que quita el hipo, porque puedes ser un lobo solitario o un aunténtico comando, con tres civiles contratados y un máximo de dos socios con habilidades especiales, desde un avión hasta un oso de circo… sí… y todo con el sistema de armas y de exploración de la saga. Es más… este no es el Far Cry que más me ha divertido… pero sí es el que más me ha invitado a explorar y hacer el cafre por ahí… Pero no estoy aquí para contar lo bien diseñado que está… estoy aquí para deciros qué ha ocurrido con la saga y su tratamiento de la violencia.

Jacob, Faith y John son los “hermanos” de Joseph… cada uno tiene una historia determinada y una personalidad bien desarrollada… me centraré en Faith una chica ex toxicómana que tras haber conocido a Joseph se percata de que puede ser feliz… y obliga a la gente a suicidarse como el mismo Joseph se lo pidió porque quienes sobrevivan serán puros y tal… ok. Su mecánica de ataque se basa en unas drogas que te hacen ver lo que ella quiere… ok… es el único villano que he llegado a entender… el resto no. Vale pueden ser un atajo de psicópatas como los Baker de Resident Evil 7 el tema es que es una secta inmensa que controla un estado de una manera cruel, aquellos que no acepten a Joseph como su salvador morirán. Y a parte no es que sean del todo bondadosos entre sí… de hecho practican torturas entre ellos para expiar sus pecados… etc…

Sé que hubo un caso semejante en Estados Unidos; un hombre que logró que unas doscientas personas se suicidaran a su lado… pero de nuevo… no puedo entender como nos presentan a estos desalmados de una manera tan rastrera y en contraste con la población (recordemos que en los anteriores Far Cry la población civil simplemente estaba por ahí… no eran en sí la contraparte bélica de los antagonistas) que nos los pinten como gente trabajadora, honesta, que sólo quieren vivir en paz contra unos desgraciados que han estado a punto de matar a una mujer embarazada… y resulta que al final… el juego quiere marcarse un desmoralizado Shyamalan y te dice que Joseph tenía razón. EEUU ha terminado en una guerra nuclear, Joseph (que estuvo presente en experimentos del gobierno) lo sabía. De modo que al final te salva porque no quiere ser tan rastrero como tú… ¿perdona? Es decir ¿que la única forma que hay para salvar a las gentes de este bello valle, y digo bello porque, cuando cae la bomba todo se calcina de una forma cruel, y eso está bien conseguido, la única forma era crear una secta ultraderechista que llegado el momento guardara a la gente en silos y búnkeres matando  todos aquellos que no creían en él?

Es un giro inesperado, no lo voy a negar, y que nadie se equivoque me gusta el final de Watchmen porque es una desolación que trata de decir algo… pero esto… parece que esté diciendo que nos hemos equivocado al tener que salvar a una mujer embarazada, que la única forma de sobrevivir como especie es someterse a un contrato social desigüalitario.

Pero no es ni una cosa ni la otra… Ubisoft sabe que los giros de guion venden y también sabe que la inmensa mayoría no jugó Far Cry 4 por la trama.

Me da pena porque Far Cry 3 es uno de esos juegos capaces de enseñar algo, de conmoverte y mirar el riego de cadáveres con una mueca de horror mientras nos preguntamos quiénes somos cuando cogemos un mando… dónde metemos tanto odio…

Pero ¿sabéis qué? Da igual.

Parece ser que a partir de ahora recordaré perfectamente Far Cry 5 porque me dijo que tirar una puta bomba nuclear en un bello lugar sidiado por maníacos donde la gente sólo quería criar a sus hijos en paz es lo correcto. Me has desolado, trabajé muy duro para que la gente estuviera a gusto allí y vienes ahora y me dices No, el malo tenía razón. No eres Ozymandias, Joseph, no hay conflicto en ti, solo eres un loco.

Riámonos de Hiroshima y su dolor. Unos señores sin ningún tipo de humor intentan hacer un discurso vacío a lo Saw que enfatiza en que el sometimiento teocrático es la solución.

Puede llegar a entender el estilo de crítica a los Estados Unidos, pero esta crítica falla. Las armas son una vía para salvar vidas. El dominio estadounidense sobre quienes no quieren cooperar con su mandato capitalista neoliberal  puede ser entendido como el tuyo propio (ya que eres un policía de esa nación), y la cultura que masacras un pueblo cualquiera, como el caso de oriente medio, que tras años de guerras en su célebre región ha dado fruto a la ISIS, de nuevo, un intento teocrático al igual que el de Joseph … pero su discurso es, a menudo, confuso e incomprensible, los anteriores sabían bien a donde iban… este no lo tiene claro, a pesar de que el propio Joseph te lo intente clarificar al final del juego; ya que te dio la oportunidad de marcharte al principio del juego… pero nos olvidamos de que no has dejado ir a una mujer embarazada que no quería pertenecer a tu secta…

Creo que tenía que haber profundizado más en la realidad estadounidense del momento del juego, tendría que haber arriesgado más, pero claro, el pueblo estadounidense es un gran comprador de shooters, se pueden permitir el lujo de resultar hasta un poco racistas con el tercer juego, pero Estados Unidos es otro cantar… Puede que el gran fallo sea justamente ese, haber querido hacer una crítica al sistema estadounidense sin querer ser muy claros por miedo a perder el gran público.

Viva a Far Cry 3, viva a Far Cry 4Far Cry 5… no es lo que dices… sino cómo lo dices. Espero olvidarte.

Leave a Comment

Required fields are marked *.